Oraciones a San Francisco de Asís

    San Francisco de Asís es uno de los santos más venerados dentro de la religión católica. En vida fue un diácono entregado, y ayudaba a todos sin distinción alguna.

    Es conocido por fundar la orden Franciscana al igual que la orden de las Hermanas Clarisas. Su vida se caracterizo por resguardar los bienes espirituales más que los materiales.

    La siguiente oración esta dirigida a San Francisco de Asís para que pueda bendecir y guiar la vida del creyente. Se le pide que pueda aumentar su fe y prosperar su vida espiritual.

    Además, se le ruega que pueda ayudar al creyente a reconocer lo que realmente es importante en la vida. También se le pide que los caminos se abran delante del creyente, y pueda tomar las decisiones más acertadas.

    Oh San Francisco de Asís,

    concédeme sabiduría, también

    restaura mi alma,

    permíteme crecer espiritualmente,

    ser el multiplicador de la palabra de Dios.

    Con humildad en mi corazón te pido,

    que arranques de mi la avaricia.

    Del mismo modo la soberbia

    y la inconformidad,

    otórgame el don para

    reconocer lo importante.

    De tal manera que,

    este es mi pedimento,

    por el que especialmente pido

    por la espiritualidad,

    propia, la de mi familia y

    por la del mundo.

    Estamos ante eventos que olvidan,

    ignoran o callan que,

    en la palabra de Dios.

    Esta la salvación, la vida,

    el amor y la verdad,

    ya que se encuentran

    engañados por la oscuridad.

    Por eso necesitamos ser

    reparados moralmente;

    hemos decidido como sociedad

    andar en caminos impíos,

    llenos de maldad, avaricia, codicia y odio.

    En consecuencia, pido

    perdón de corazón.

    Intercede ante el padre Creador.

    Y de tal manera ser

    merecedores de su amor,

    de su perdón, de su mirada

    de amparo y guarda.

    Asimismo, como tú lo hiciste,

    yo daré testimonio a mi hermano sobre Dios,

    a mis hijos y a mi familia, al mundo íntegro.  

    Porque no hay poder más grande.

    Imploro que la Sangre de Cristo

    bendiga mi existencia,

    limpie y sane las heridas que

    hoy llevo en el alma.

    Esas que me han dejado los

    sin sabores vividos.

    Por lo que, yo pido la

    restauración de mi corazón.

    Amado San Francisco de Asís,

    poderosa es esta oración,

    pues con ella nos concedes bendición.

    Suplico me ayudes a que mi esposa,

    me ayude a honrar este compromiso espiritual,

    que, sobre ella, en consecuencia,

    sea el Espíritu Santo.

    Iluminando su corazón con luz divina.

    Permíteme controlar mi temperamento.

    Que ante el que quiera atacarme

    sea yo más sabio,

    ya que nada se consigue con

    guerras o enfrentamientos.

    Sobre todo, que jamás sea yo cegado de ira.

    De cualquier manera, ayúdame a conseguir,

    calma, a ser humilde ante la crítica y,

    a ser un instrumento de paz.  

    Dame Señor la capacidad del perdón,

    Así como Jesús coloco la otra mejilla,

    ayúdame a esperar en Fe sobre tu justicia,

    esa que es perfecta, única y verdadera.

    Deslastra de mi la impulsividad e intolerancia,

    sobre todo, te pido lléname de paciencia,

    en las pruebas que están en tu propósito.

    Que los Ángeles celestiales

    guarden mis pasos,

    mi trabajo, mi hogar y mi país.

    También que,

    todo mal momento y amarguras

    pasen pronto.

    Mantenme sano, con fuerza y con vida,

    Te pido Santo mío que escuches,

    que otorgues la bendición en mí que,

    aquí te pido para mí y el mundo entero.

    Amén.

    Oración a San Francisco de Asís por protección para las mascotas

    La siguiente oración es un suplica a San Francisco de Asís para que pueda restaurar la salud de un animal, además de cuidarlo y protegerlo de todo mal. Se le pide que su misericordia pueda estar siempre con la mascota del creyente y todas las del mundo.

    También se hace una petición especial por todos aquellos animales en situación de calle, para que puedan encontrar un hogar.

    San Francisco de Asís es recordado por haber sido un hombre intachable. Además de ser amoroso y cariñoso con los animales, se cuenta que todas las mañanas unos pajarillos llegaban hasta su ventana para escucharlo cantar.

    Oh, santo protector, glorioso San Francisco de Asís, santo de la sencillez,

    del amor y de la alegría. Dirige hacia nosotros tu mirada llena de bondad.

    Mi amado santo, pon tus manos sobre este ángel,

    que te necesita, cumple mi petición.

    Oh poderoso y apiadado santo, tú que fuiste una persona tan honrada,

    San Francisco de Asís, atiende ante la inocencia de estos animales,

    y cuídalos de cualquier peligro que los aceche.

    En honra a cada una de mis oraciones que dirijo a ti con mucha fe,

    San Francisco de Asís, ruega por nosotros. Te pido por mi mascota,

    y por todos los animales del mundo que necesitan de ti,

    De tu protección, de tu bondad y misericordia. Enciende nuestros corazones,

    con un amor cada vez mayor a Dios, y a nuestros hermanos y

    hermanas, especialmente a los más necesitados.

    Te pido de corazón, San Francisco de Asís, conviérteme en un

    instrumento para otorgar la paz, eliminando el odio para que reine el amor,

    que las ofensas se transformen en perdón, que ya no exista la discordia.

    Permíteme llenarlos de mucha fe y misericordia hacia ti, calmar la

    desesperación de sus corazones, iluminar sus caminos

    para quitar las tinieblas, y brindarles alegría en su alma,

    Tú San Francisco de Asís, te ruego, escucha mis plegarias,

    y pídele a nuestro Padre Creador, que nos conceda las gracias

    que te pedimos, intercede por estas almas inocentes.

    Tú que siempre has sido su amigo,  concédeles la paz que hoy te pido,

    llévalos bajo tu protección, te ruego cuides de ellos, sálvalos

    te pido desde lo más profundo de mi corazón, que no les pase nada malo.

    Tu grandísimo Santo Francisco de Asís, que fuiste quien se encargó

    de proteger a todos los inocentes, te pido que, desde lo más alto del cielo,

    Veles por su seguridad y protección, para que puedan vivir en paz y

    completa armonía.

    Amén

    Oración a San Francisco de Asís por los niños

    La siguiente oración es para que San Francisco de Asís pueda cuidar y resguardar a todos los niños del mundo. Se le pide que pueda estar presente en la vida de los más pequeños, y así lograr que el planeta sea un lugar mejor.

    San Francisco de Asís es reconocido por ayudar a los más necesitados, y sobre todo a los niños. Su bondad y amor con estos pequeños hacía una gran diferencia en su vida.

    Por esta razón, en esta oración el creyente pide ser un instrumento de paz y amor, para brindarles una ayuda a los pequeños que más lo necesitan.

    Oh Clemente, Oh piadoso

    Tú venerado San Francisco de Asís

    Apiádate de estos inocentes,

    y protegerlos de todo mal y peligro.

    En nombre de las plegarias que digo aquí ante ti con humildad y fe

    vengo a ti dejando mi bienestar y mi egoísmo de lado

    para arrodillarme y con humildad de rogarte

    por ellos, únicamente por ellos.

    Sé que tu inmensa bondad y  generoso corazón se

    apiadará de sus pequeñas vidas  y las

    engrandecerá en los ojos de Dios Nuestro Señor.

    Te ruego, Señor, hazme instrumento de tu paz,

    donde haya odio haz que para ellos llegue el amor,

    si ves ofensa haz que a ellos se les permita el perdón,

    donde haya discordia brindarles toda tu armonía.

    En algún momento existe error haz que ellos sean portavoz de la verdad,

    donde se presente la duda llénalos de fe en ti y en tu misericordia,

    si aparece la desesperación llena sus hermosos corazones de esperanza.

    donde haya tinieblas ellos serán la luz, donde haya tristeza

    bríndales gran alegría. Te ruego por ellos.

    Oh gran San Francisco de Asís,

    tú que velaste en vida por los inocentes,

    te ruego que desde los cielos voltees a vernos,

    y escuches mis plegarias por ellos.

    Oh glorioso San Francisco de Asís,

    vengo a ti con humildad y fe,

    para pedirte por los niños del mundo,

    sus almas inocentes merecen.

    Y necesito de tu protección,

    sé que tú con tu alma benevolente,

    podrás cuidar de ellos en este mundo terrenal,

    Protege los de todo mal y peligro.

    Cúbrelos con tu fuerza y misericordia,

    velos con ojos de amor, y protégelos de cualquier

    mal que pueda acecharlos, confío en ti.

    Oh, gran San Francisco de Asís, te necesitan,

    oh, San Francisco de Asís, libéralos de todo lo que

    los pueda hacer sufrir,y llena su vida de gozo y paz

    para que puedan disfrutar de su tiempo en este mundo.

    Amén.

    Oración a San Francisco de Asís por amor

    En la siguiente oración se exalta el poder y el gran amor de Dios con la humanidad, y se le ruega que San Francisco de Asís pueda ayudar al creyente. Esta es una petición especial para que el creyente pueda amar y ser amado en gran manera.

    También se le pide fortaleza para seguir luchando y poder sobrellevar las pruebas de la vida. Por otro lado, se le agradece por las bendiciones recibidas y se le ruega su constante compañía.

    Hoy Dios vengo en oración a ti

    por lo más sagrado y precioso

    que me has obsequiado.

    Sin pedir nada a cambio de mí,

    me has dado la capacidad de amar.

    Pero en momentos me pierdo y no consigo encontrarme,

    oh pido a ti señor.

    No me abandones nunca,

    permite que el santo Francisco de Asís me ayude.

    Por qué solo tú puedes permitir un milagro,

    el que tanto necesito que es amar como nunca.

    A todos, tanto a los que me hacen daño,

    los que no conozco aun, y los que pertenecen a mi vida.

    Pido que me dotes con ese don de armonía y misericordia,

    báñame con tu luz, oh Padre.

    Líbrame de pecar en el amor y en la vida,

    permite que pueda apreciar con los ojos del corazón

    a las personas que a mi vienen.

    Déjame trasmitirles tu luz tan brillante

    que puedas mejorar sus vidas de forma increíble e impensable.

    Alguien quien conoce tu amor está libre de tinieblas

    y con tu cobijo libre de caer en pecado.

    Oh padre, hazme prodigio de tu voluntad inquebrantable y duradera.

    Porque en tu tiempo perfecto todos somos libre y amados.

    Pido a ti amar como tú me amas,

    porque solo el verdadero amor lo puede todo,

    lo soporta todo, y lo supera todo.

    La fuerza arrolladora que mueve este universo con armonía y calidez.

    Que nunca deja de brillar,

    así quiero brillar padre para hacer gloria a tu nombre.

    Te lo debo, eres mi mentor y no quiero fallarte en ningún momento

    y si así lo hiciese con lo más profundo del corazón y

    el máximo arrepentimiento pido el perdón.

    Para enaltecerte por que cada prueba que en mi has puesto soy más amoroso.

    Y lo seguiré siendo,

    Oh san francisco, escucha al padre para que vengas en mi ayuda.

    Y me trasmitas amor para yo trasmitirlo a quienes me rodean.

    Amén.

    san francisco de asis

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.