Oración de los recién casados

El matrimonio es la unión entre el hombre y la mujer ante Dios, mediante este ritual ambas mitades forman un todo, entrelazan sus vidas, y se exclaman promesas ante su igual, pero sobre todo se encomiendan ante el Señor, por ello en esta ocasión traemos una oración dedicada para los recién casados, aquellos que están experimentando el inicio de una nueva etapa como pareja, si quieres que todo vaya bien a partir de ahora invita a tu pareja a rezar esta oración todos los días para que nunca les falte la bendición y los dones que el Señor tiene para regarles.

Oración de proteccion

Padre mío, Señor de la unidad:

Hoy es un día memorable en mi vida, en nuestras vidas. Hoy mediante el sagrado sacramento del matrimonio nos permitiste unificar nuestras vidas, volverlas una sola, cual anillos fundidos que ahora llevamos asemejan lo que tú tanto quieres para nosotros: vivir en plena armonía, comunión y, sobre todo, amor.

Hoy el corazón se siente alegre, pero ambos somos conscientes del desafío que esto implica: el lograr vivir en unidad en estos tiempos que las tentaciones y los males que nos rondan y pudieran hacernos tambalear en el negro camino de la infidelidad. Te pedimos por ello Señor, para que seamos siempre fieles al compromiso de amor que nos hemos hecho.

Este compromiso es una enorme dicha, pero a la vez es algo lo suficientemente serio como para no ignorarlo o tomarlo a la ligera, porque hemos de recordar que como humanos, tenderemos a equivocarnos de vez en cuando, pudiendo desviarnos del camino del respeto mutuo, de la fidelidad, del amor compartido. Ahora mismo nos parece impensable caer en la tentación, pero somos conscientes de nuestra humanidad, y por ello te pedimos Señor, que nos ayudes a evitar la tentación, manteniéndonos siempre alertas para no caer en ella, y fuertes para resistirnos si un día nos vemos tentados.

Hemos de pedirte que nos fortalezcas cada día, a cada hora, en cada instante… y de todas las formas posibles. Que este bello caminar juntos que hemos comenzado, sea mejor cada día. Que nunca mueran las muestras simples, y que los pequeños detalles no dejen de nutrir esto que ahora en unidad estamos formando.

Hemos de pedirte también por el bienestar del otro, por su seguridad, porque sabes que si él está bien, yo también lo estaré. He de pedirte que pueda tener paciencia y fortaleza cuando lo vea en una situación crítica. Que podamos  dar y recibir consejos y consuelo el uno al otro cuando necesitemos un poco de comprensión en esos tiempos difíciles que a veces llegan y hacen que todo pareciera complicarse de la nada.

Por último, he de pedirte para que la llama de este amor que hoy comienza, en este lugar y en esta noche, pueda seguir inundando nuestras vidas de modo que seamos un ejemplo digno de unidad y de fortaleza ante todos, demostrando que se puede ser feliz cuando ambos integrantes deciden serlo.

Todo sea por voluntad tuya para alegría nuestra… Amén.

Reparte Bendición, compartiendo la Oración

Add Comment