Oración de quien está pasando por una enfermedad

Dios es todopoderoso, no hay nada que el no puede resolver, es creador de milagros y protector de la vida, por ello la oración que traemos en esta ocasión es para esas personas que están desesperadas debido al padecimiento de una enfermedad, que sienten que toda esperanza se ha ido y desean únicamente la muerte para terminar con este dolor, para esas personas es necesario recordar que para el Altísimo nada es imposible, no existe mal o enfermedad que este no pueda curar, sin embargo para hacerlo su pueblo debe llamarlo, y esto lo puedes hacer mediante esta oración de hoy.

Oración de Salud

Señor mío, dueño nuestras  vidas:

Me encuentro en una situación difícil y delicada, conocedor eres de todo ello: Aún en esta noche, al borde de mi cama, me es difícil mantener el equilibrio por sentirme enfermo, tanto que siento que me debilito por dentro. Por favor Señor, ayúdame.

No quiero ceder al agobio ni al sentido de autocompasión, porque necesito demostrarle a los demás que estas condiciones físicas en las que me encuentro no serán una barrera para seguir agradecido por tener vida y por servir a tus propósitos en ella.

Por ello, permite que este duro momento por el cual estoy pasando no suponga ser una carga más para todos los que me rodean; que más bien, puedas acrecentar en ellos la paciencia y la fe en que todo esto pasará; así ahora conmigo, como con ellos en el día de mañana puedan sentirse en similar situación.

Permite que mediante el ejemplo que nos diste, por el cual fuiste capaz de soportar mucho tormento mientras te torturaron aquellos hombres ciegos y malvados… también pueda yo tomar fuerzas para aplicarlo a mi vida, para que en este proceso de enfermedad, pueda volverse más tolerable todo lo que me sucede, y así darle esperanzas a los míos de que todo esto pronto podrá pasar.

Por último, dame fuerzas para que estas palabras que siento salir de mi propio corazón, sean motivo de aliento y esperanza de mejoría en salud. Siento que mis oraciones y rezos se hacen más fuertes cuando estoy enfermo como ahora, y por ello me doy cuenta de lo mucho que he de agradecerte los días en los que la salud no supone un problema. Quiero estarte agradecido siempre por todo cuanto me das, y confío que pronto podré agradecer el haber recobrado la salud. Pero en todo momento, ahora también, mi agradecimiento eterno es para ti que me diste la vida y todo cuanto en ella he disfrutado. Para ti son estas palabras de agradecimiento, hoy, mañana y siempre.

Que todo sea para gracia tuya y calma mía… Amén.

Reparte Bendición, compartiendo la Oración

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *