Mostrar original

† Oración para rescatar mi fe en dios

Muchas veces los humanos al sentirnos desesperados o encontrarnos en situaciones extremas sentimos que Dios nos ha abandonado trayendo como consecuencia que dejemos de lado nuestra fe en el Señor Todopoderoso, pero siempre debes recordar que para El todo tiene un propósito y fin, no importa cuántas calamidades debas soportar el estará ahí para en ti al final de todo, por ello es importante siempre rescatar nuestra fe en Dios, de esta manera demostramos nuestra devoción por El, así como nuestra lealtad, por esta razón hoy te invitamos a rezar estas palabras si sientes que el padre de los cielos te ha abandonado.

Oración de Guía

Señor mío, dueño de todo lo que existe:

Vengo ante ti con muchas dudas en mi cabeza, con un torbellino de ideas confusas que cada vez más me alejan más de la verdad de tu existencia. Vengo ante ti como alguien que, confundido por todo lo que ofrece este engañoso mundo, está perdiendo el rumbo que me conduce a tu causa.

Vengo ante ti por esa alerta, por esa alarma que se ha encendido en mí al empezar a cuestionarme sobre lo grande que eres, sobre lo bueno y noble que has sido con todos desde el principio de los tiempos, y yo sin embargo, aquí me encuentro vacilante. Vengo ante ti para que me ayudes a encender mi vela interna, y me ayudes a volver a creer en ti.

He tenido el cinismo y el descaro de empezar a dudar de que tu existencia, y eso es algo muy peligroso, porque si así pensase no tendría motivos de esperanza. Por favor mi Dios, vuelve a posarte en mi pecho, muy en lo profundo de mi corazón y mi mente, y hazme saber que sin muestras aparentes tú siempre has estado ahí para todos nosotros; sólo que en alguna parte del camino me he separado de tu sendero y empecé a olvidarlo todo… Ayúdame a no volver a hacerlo, quiero seguir en tu camino.

Permíteme volver a ti como alguien libre, sonriente, que no necesita de muestras claras y precisas para saber que tú siempre me acompañarás; y hazme testimonio viviente que sólo contigo podemos encontrar la grandeza, lograr lo inimaginable, si tan sólo nuestra fe se acrecentara una pizca, un gramo tal vez, así podríamos lograr todo lo que parece imposible.

Todo sea por volver a tenerte en mi vida mi Señor… Amén.

Reparte Bendición, compartiendo la Oración